domingo, 21 de octubre de 2012

Alexander y Quillin, dos yanquis se coronan


_El zurdo estadounidense Devon Alexander conquistó la corona de peso welter de la Federación Internacional de Boxeo (FIB), al ganar una decisión unánime en 12 asaltos a su compatriota Randall Bailey, la noche del sábado en Nueva York.

Alexander dominó la pelea desde el inicio y con ventaja en las tarjetas abrió una herida encima del ojo derecho a Bailey en el 10º asalto, para llevarse al final las tres tarjetas de los jueces con puntuaciones de 115-111, 116-110 y 117-109.

Ex campeón mundial superligero, Alexander mejoró su foja a 24-1 mientras Bailey dejó la suya en 43-8 en pelea, que estrenó las carteleras de boxeo en la Arena Barclays Center, construida a un costo de 1.000 millones de dólares y nueva casa de los Brooklyn Nets de la NBA, antes New Jersey Nets.
"Soy campeón otra vez. Nada me perturba", dijo Alexander bajo la rechifla de los aficionados, que no quedaron satisfechos con su actuación.

"Sé que pude haberlo hecho mejor, pero Randall es un veterano y tuve que pelear con cautela", dijo el nuevo monarca. "Él tiene más nocáuts (en su récord) que yo victorias y tiene una poderosa mano derecha".

Bailey, de 38 años, y Alexander de 25, debían haber peleado el 8 de septiembre, pero el primero se lesionó la espalda en un entrenamiento y el pleito fue pospuesto para este sábado.



12-6e6a731756805a4dd2360df9d97984f1.jpg

Peter ‘Kid Chocolate’ Quillin (28-0, 20 Ko’s) le arrebató el cinturón medio de la Organización Mundial de Boxeo a Hassan N’Dam (27-1, 17 Ko’s) quien vendió cara la derrota a pesar de haber caído en seis ocasiones durante los 12 rounds que duró el combate en Brooklyn.

Fue una pelea emocionante, los dos púgiles se entregaron arriba del ring, se dieron con todo, pero al final sólo puede haber un ganador y ese fue el estadounidense Quilln.

N’Dam y Quillin comenzaron con la pólvora encendida el primer rollo, se movían mucho arriba del ring y soltaban combinaciones relampagueantes, los dos se hicieron daño con sendos golpes al rostro.
Ambos boxeadores eran precavidos, pero atacaban con insistencia, probaban la resistencia de su rival con martillazos a la cara y al cuerpo. ‘Kid Chocolate’ se recluyó en las cuerdas y el camerunés lo sacó de ahí a golpes, el campeón se adueño de las acciones con ráfagas de cuero a la humanidad el estadounidense cuando terminó el segundo capítulo.

El campeón salió más agresivo, en el round anterior midió la capacidad el retador, abrió la ofensiva con un volado de mano izquierda que se estrelló en la cara de Quillin, quien camino atrás y se refugió en las cuerdas para salir del apuro. N’Dam se asentó en el cuadrilátero, su poder era superior al del desafiante, quien trataba de descifrar a su complicado rival.

‘Kid Chocolate’ salió hambriento al cuarto rollo, lo demostró al recetar un tremendo derechazo que cimbró de pies a cabeza al campeón, quien trato de reaccionar, peor fue rebotado y sentado en la lona gracias a otro bombazo de Quillin, el camerunés se levantó, trataba de sobrevivir, recorría el ring sobre puntas hasta que fue cazado por ‘Kid Chocolate’, quien lo despachó a la lona por segunda ocasión en el asalto. Mike Tyson se puso de pie al término de los tres minutos y aplaudió a Quillin.

Después de la tormenta vino la calma, Quillin no se desbocó sobre su rival, se tomó las cosas con mucha tranquilidad, mientras que D’Nam saltaba sobre las puntas y se alejaba del peligró, de la dinamita en los puños del local.

N’Dam salió como una fiera herida a defender su campeonato en el sexto episodio, conectó un buen gancho de izquierda a Quillin, pero sólo fue un suspiro, ‘Kid Chocolate’ estampó un derechazo al rostro de N’Dam quien cayó a la lona, se levantó con una sonrisa, pero inmediatamente s ele borró cuando Quillin le dio una martillazo a la cara para enviarlo al tapiz, el monarca se puso de pie, sobrevivió al sexto rollo, ya tenía cuatro caídas en la pelea.

Quillin se tomó un respiro en la séptima vuelta, en el octavo asalto salió más despierto, con las manos encendidas trato de terminar con el campeón, quien aún tenía fuerzas para defender la corona.

N’Dam fue un vendaval cuando el noveno rollo agonizaba, se fue encima de Quillin, lo castigó arriba y abajo, la gente guardó silencio al ver como su favorito era castigado, per ‘Kid Chocolate’ sacó fuerza de flaqueza y logró echar para atrás al campeón a base de martillazos, el camerunés reculó y la campana sonó para dar fin al episodio.

El poder de puños de Quillin era claramente superior, si bien N’Dam lograba conectar bien a su enemigo, nunca pudo dañarlo, en cambio, cuando ‘Kid Chocolate’ descargaba metralla, el camerunés se estremecía de pies a cabeza.

El último rollo de la película llegó, N’Dam trató de noquear a Quillin a como diera lugar, sabía que el cinturón se quedaría en las tarjetas, pero el retador tenía otros planes, se dedico a mantener a distancia al retador, y por momentos tiraba aguijonazos que hacía retroceder al camerunés, quien se batía como los grandes, pero descuidaba la guardia, a tal grado que por quinta vez en la pelea volvía a visitar la lona, se paró otra vez y nuevamente fue despachado a la tarima, la campana terminó con la carnicería que se había convertido el doceavo round.

La decisión recayó en los jueces, quienes dieron 115-107- 115-107 y 115-107, todo para el nuevo monarca medio Peter Quillin, quien le arrebató el cinturón y lo invicto a un combativo N’Dam.

Fuentes: Terra y Univisión.

No hay comentarios: